Los billetes de las colonias inglesas

La prolongada trayectoria histórica que llevó a Gran Bretaña en 1911 a encabezar un enorme imperio, extendido por no menos de 29 millones de kilómetros cuadrados y habitado por 420 millones de personas, se desarrolló en dos fases. La más antigua se inicia en 1583 con la fundación de Saint John’s, en Terranova, mientras que la moderna se completa en el siglo pasado. En realidad, entre las dos fases no hay una auténtica interrupción, pero en cualquier caso la primera se puede considerar como el período de conquista y la segunda fase, como de consolidación de dicha conquista. Las etapas fundamentales de la historia del imperio británico pueden resumiese así: en 1585 se inicia la trata de esclavos africanos, en 1600 se funda la Compañía de las Indias orientales, que entregará al gobierno británico la totalidad del subcontinente indio, en 1785 se conquista Malasia y en 1788 Australia. El siglo XIX@asiste a la conquista de enormes teffitorios de Africa central, oriental y meridional. El principio del fin del imperio colonia¡ inglés coincide con la constitución, en 1926, de la Commonwealth, asociación libre de Estados soberanos cuya mayoría reconoce la autoridad simbólica de la Corona inglesa. Hoy, sin embargo, sólo una parte de estos países sigue considerando a la reina de Inglaterra como jefe del Estado.

Colonias africanas

El último testimonio de la colonización inglesa en Europa es Gibraltar. Son ex colonias Chipre y el archipiélago de Malta. La expansión colonia¡ inglesa en el continente africano interesó cuatro vastas regiones. Los Estados que formaban la British West Africa, y que corresponden a las actuales Gambia, Sierra Leona, Nigeria y Ghana, constituían una unidad administrativa y estaban dotados de una divisa común, la West African Currency, cuyos billetes permanecieron en curso hasta 1958. Extrañamente, en estos billetes, emitidos a partir de 1916, nunca aparecen los soberanos ingleses, sino hermosos paisajes de las costas africanas, con espesos palmares. También los Estados de la franja odentad, que formaban el grupo administrativo de la East Africa, disponían de una moneda común, que no era la libra esterlina, sino la rupia, dividida en 100 cents. En 1920-1921, el gobierno del protectorado, con sede en Mombasa, emitió billetes en floñnes, divididos también en 1 00 cents, de los cuales 1 0 equivalían a una libra esterlina. Desde 1921 a 1964 estuvo en vigor el sistema inglés mixto, con la libra dividida en 20 chelines y el chelín dividido a su vez en 1 00 cents. El papel moneda se emitió con valores en chelines, pero en cada billete se indica siempre el equivalente en libras. Los retratos de los soberanos (Jorge V, Jorge Vi e Isabel 11) son más bien pequeños, y los epígrafes aparecen siempre en inglés y árabe. Hoy día en Kenya, Uganda y Tanzania se ha mantenido en uso el sistema del chelín dividido en 100 cents; sólo en Tanzania el término inglés shilling ha sido cambiado por shilingi. En el Sur, hasta 1963, los territorios de los actuales Zimbabwe, Malawi y Zambia formaban una federación compuesta por el protectorado inglés de Rhodesia del Norte y Rhodesia del Sur. El papel moneda de esos países formaba parte de las series emitidas por el Southern Rhodesia Currency Board, impresas en 1953; por el Central Africa Currency Board, en 1955, y finalmente por el Bank of Rhodesia and Nyasaland, en 1956 a 1961. Se trata de billetes muy tradicionales, que muestran en el anverso el retrato de Isabel 11 y en el reverso algunos de los más hermosos paisajes que podían ofrecer esos territorios, como las cataratas del Zambeze. Entre los billetes del período inglés de Sudáfdca, independiente desde 191 0 con el nombre de Unión Sudafricana, y que abandonó la Commonweakh en 1961, merecen ser recordados los Treasury Gold Certificates, emitidos en Pretoria en 1920 y muy similares a las libras esterlinas del Banco de Inglaterra, blancos e impresos por una sola cara.

Colonias americanas

Las posesiones inglesas en América son numerosas: entre los principales Estados que emitieron y siguen emitiendo billetes de banco, con referencias concretas a la Commonwealth o a la Corona, citamos Canadá, Jamaica, Belice, Caimán, Trinidad y Tobago, Guyana inglesa y numerosas islillas del Caribe, como Antigua y Barbuda, Bahamas, Dominica, Granada, y San Vicente y Granadillas. Los billetes del Canadá, emitidos por el Colonia¡ Bank, circularon en la mayoría de los territorios sujetos a la Corona inglesa, Desde 1866, el sistema en uso en e¡ Canadá está basado en el dólar dividido en 100 cents. En otros lugares, el paso de la libra y sus submúltiplos al dólar se ha producido en fecha reciente: en Bermuda en 1970, en las Bahamas en 1966 y en Jamaica en 1969. Son de excepcional valor artístico algunos billetes emitidos en el Canadá entre 1901 y 1924. Los billetes canadienses y los de las pequeñas colonias se parecen bastante, pues presentan en el anverso el tradicional retrato de la reina ]sabe¡, junto al cual aparecen de vez en cuando imá enes típicas del lugar, bien sean paisajes naturales o motivos culturales. Constituyen excepciones Jamaica y Barbados, cuyos billetes se dedican a personajes de la reciente historia local, pese a que en ambos casos el soberano inglés desempeña la función de jefe del Estado. El dólar no se usa en todas las colonias o ex colonias del continente americano: en las islas Malvinas (Faikland), reivindicadas por la Argentina y defendidas denodadamente por el ejército inglés en 1982, continúan utilizándose chelines y libras.

Colonias asiáticas

Las emisiones para las colonias inglesas de Asia siguen las complejas vicisitudes históricas de estas posesiones. La serie más notable es sin duda la emitida por la India. La primera, que circuló de 1861 a 1924, está constituida por papel moneda impreso por un lado, con la fórmula 1 promise to pay. . . Las emisiones coloniales acaban en 1943 con los billetes que representan a Jorge VI. Semejantes a los billetes indios son los emitidos por Birmania de 1937 a 1939 con las efigies de Jorge V y Jorge VI. Si nos desplazamos al Este, a la región de la península de lndochina y de las islas adyacentes, penetramos en una auténtica multitud de colonias inglesas, francesas, holandesas y portuguesas, con las consiguientes complicaciones desde el punto de vista monetario. Entre los billetes coloniales más raros de esta zona cabe citar los dólares emitidos entre 1886 y 1927 por la British North Borneo Company, la empresa comercial que administró la parte septentrional de la isla de Borneo entre 1877 y 1942. Entre los más hermosos, además de raros, se cuentan los billetes emitidos entre 1906 y 1924 por Colonias del Estrecho, un conju pequeños Estados formado por Penang, Síngapur, Labuan y li Cocos y Chdstmas. Las dos últimas se anexionaron a Australia respectivamente en 1955 y 1958. En 1953 comienzan las emisiones de los dólares del Board of Commissioners of Currency, una entidad creada con el fin de dotar de una moneda común a las colonias de Malasia (Sabah, Sarawak, Singapur y Labuan).

Colonias del Pacífico

Entre las emisiones de los numerosos pequeños Estados de esta región, pertenecientes a la ommonwealth, recordemos los del archipiélago de las Salomón, donde a partir de 1966 el dólar sustituyó a la libra. Son únicos en su género los billetes de emergencia emitidos el 1 de enero de 1942 para el archipiélago de Gilbert y Ellice: se trata de bonos consistentes en hojitas de papel, de color blanco y rojo, mecanografiadas, or valor de 1, 2, 5 y 1 0 chelines y una libra esterlina, garantizados fondos especiales del gobierno ¡piélago. e valor estético y comercial son los billetes, de estilo muy cuidado y típicamente liberty, emitidos desde 1910 en Australia por los bancos locales. A partir de 1966, este país ha adoptado como divisa el dólar, si bien continúa reconociendo a la reina como jefe del Estado, cuyo rostro aparece sólo en el billete de un dólar, junto a un canguro y un emú. Los demás valores se dedican a personajes de la historia local. Muy coloristas, como cabe esperar de la fauna local, son los modernos billetes de Papuasia-Nueva Guinea, que representan aves d el paraíso. Otro documental sobre la fauna lo proporcionan las emisiones de Nueva Zelanda. Resulta curioso que en los primeros billetes, que datan de 1934, aparezca el retrato de un rey maorí, en tanto el de la reina sólo se encuentra en los actuales. En 1967, también Nueva Zelanda sustituyó la libra por el dólar.

image_pdfimage_print


No Comments, Be The First!

Your email address will not be published.